Mamografía bilateral con proyección axilar

La mamografía bilateral con proyección axilar es una vista o proyección de la mamografía, que permite explorar mejor la porción más externa de las mamas y la región vecina de la axila. De manera similar a la mamografía estándar, se utiliza para la detección temprana del cáncer de mama y se complementa con los demás estudios oportunos (ecografía mamaria, etc.)

Está demostrado que la mamografía es el método más confiable para la detección temprana del cáncer de mama. El objetivo de la mamografía de detección (pesquisa), realizada de forma periódica regular a partir de los 40 años, es detectar anormalidades que clínicamente son imperceptibles. La detección del cáncer de mama en la etapa asintomática brinda las mejores posibilidades de curación.

De manera estándar, durante la mamografía se obtienen dos vistas o proyecciones de cada una de las mamas: mediolateral oblicua (MLO) y cráneo-caudal (CC), que se observan como si se tratara de imágenes de perfil y frente, respectivamente. En la mamografía bilateral con proyección axilar se agrega una vista adicional, que consiste en una proyección cráneo-caudal exagerada o extendida. Esta proyección permite explorar mejor la porción más lateral de la mama, que se extiende hacia la axila como una cola, y también permite detectar la presencia de posibles ganglios linfáticos aumentados de tamaño o sospechosos.

¿Por qué es necesaria la mamografía bilateral con proyección axilar?

Hasta un 50 % de los cánceres de mama aparecen en los cuadrantes externos y más del 40 % de ellos, en la prolongación axilar de la glándula. Además, la mama y la región axilar son una unidad anatómica y biológica. En la axila se localizan los ganglios linfáticos, que son parte del sistema inmunitario de defensa del organismo y pueden ser el primer sitio donde aparezcan cambios; por ejemplo, un bulto palpable en la axila.

Se debe tener presente que la mama es un órgano elástico, de volumen cambiante y que se ubica delante del músculo pectoral. Para que la visualización en la mamografía sea óptima, se requiere que se observen en la imagen la porción más lateral de la mama, incluyendo la prolongación axilar, el músculo pectoral y el pezón. Esto puede ser difícil de lograr en la mamografía convencional si las mamas son grandes.

Para realizar la mamografía bilateral con proyección axilar, la paciente se posiciona igual que en la mamografía estándar, como si fuera a realizarse la vista cráneo-caudal. Luego, se eleva el pliegue inframamario y se gira a la paciente hasta que la parte lateral de la mama quede sobre la bandeja de examen. Esta maniobra toma menos de un minuto.

La mamografía bilateral con proyección axilar se solicita a veces cuando se observa alguna zona sospechosa en la porción axilar en la vista mediolateral oblicua de la mamografía estándar. Es muy útil para evaluar las mamas en la etapa del climaterio y detectar lesiones asintomáticas.

Para cumplir este objetivo, la calidad de las imágenes debe ser óptima. Los equipos de mamografía digital actuales combinan la mejor calidad en imágenes y mayor confort para la mujer, para que las molestias durante el estudio sean mínimas. Por eso, solicite un exámen de control en Diagnóstico Rojas y prevení cualquier tipo de enfermedad mamaria.