• cancer de mama: recomendaciones para el verano

Cáncer de mama: recomendaciones para el verano

Si usted se encuentra recibiendo o ya ha completado el tratamiento para el cáncer de mama, el verano plantea dudas y situaciones especiales para las que es posible estar preparada. Usted puede disfrutar y aprovechar el descanso de las vacaciones tomando algunas previsiones importantes.

Cuanto más temprano se realice el diagnóstico de cáncer de mama, más conservador puede ser el tratamiento, para lo cual es clave el control periódico y la pesquisa con mamografía y ecografía mamaria bilateral. Más allá de estas recomendaciones preventivas, hay mujeres que están comenzando o ya han completado su tratamiento para el cáncer de mama. Para estas mujeres, el verano es un momento de descanso y relax, pero también implica una época que genera dudas y preguntas sobre los cuidados y precauciones que se deben tomar.

Algunas de las dudas más frecuentes son: ¿puedo exponerme al sol?, ¿cómo me veré con un traje de baño?, ¿podré disfrutar de la playa, la pileta o estar al aire libre?, ¿hay algún inconveniente con las prótesis mamarias?, ¿cuánto tiempo conviene esperar después de recibir radioterapia o quimioterapia, antes de viajar? A continuación, encontrará algunas recomendaciones generales que pueden ayudarla a disfrutar el verano segura y con salud.

¿Cuándo es el mejor momento para tomarse vacaciones?

  • El primer paso es planificar, considerando el tipo de tratamiento que realiza o va a recibir así como sus deseos personales y los de su familia. Converse con el equipo médico sobre las mejores opciones para usted.
  • En algunos casos, puede ser posible posponer el inicio del tratamiento hasta su regreso, en una o dos semanas, en el caso de ser recomendado por su médico.
  • En caso de salir de vacaciones después de terminar la terapia, no elija una fecha demasiado cercana a la finalización; puede suceder, por ejemplo, que una dosis de quimioterapia se retrase a causa de un bajo recuento de células sanguíneas, etc.
  • Si está participando en algún ensayo clínico, consulte antes de tomar cualquier decisión. Las visitas de control suelen tener esquemas muy estrictos, a los cuales hay que ajustarse.
  • Recuerde que después de una cirugía de cáncer de mama, necesita tiempo para recuperarse. No será el momento para estar activa y mostrar total independencia. Es mejor que planifique estar en un lugar de descanso y relajado. Las cirugías de reconstrucción requieren más tiempo de recuperación.
  • Lleve siempre consigo los números de teléfono importantes y averigüe cuáles son los centros de atención disponibles en el lugar donde se tomará vacaciones.
  • Lleve suficiente medicación (terapia hormonal, medicamentos para las náuseas, dolor o irritación de la piel).
  • Planifique todo acorde a su condición. No se sobrecargue de tareas; delegue actividades como  cocinar, lavar, etc.

 

Bloqueador solar: Un poco de exposición al sol es beneficioso para la salud, en particular para los huesos. En general, son suficientes  10 minutos al aire libre cada día, siempre con bloqueador o pantalla solar en la piel. Utilice los productos con factor de protección solar (FPS) 45 o más, y aplíquelo por lo menos 30 minutos antes de salir al exterior. Los productos que contienen zinc son los más aconsejables porque reflejan los rayos solares perjudiciales, sin absorberlos.  

Consulte siempre con su médico antes de planificar cualquier viaje a la playa y si desea disfrutar de una pileta al aire libre. Si usted está recibiendo quimioterapia, algunos de los fármacos pueden aumentar la sensibilidad a la luz solar, generando reacciones indeseables, bronceado o quemaduras más intensos en la piel. Ello no implica que no pueda estar al aire libre, pero para hacerlo se recomienda cubrir el cuerpo completamente con prendas frescas y usar un sombrero o similar, además de colocarse bloqueador solar.

Por su parte, mientras recibe radioterapia, el área de piel donde recibe los rayos estará enrojecida y debe cubrirse con alguna prenda siempre que esté en el exterior. Es conveniente que consulte al médico si la aplicación de bloqueador solar puede irritar la piel.

Minimice los sofocos y calores: la terapia hormonal suele acompañarse de episodios de sofoco, que se pueden acentuar con el calor del verano. Evite las comidas muy picantes, manténgase cubierta y fresca, y limite la ingesta de alcohol y cafeína.

Cicatrices posquirúrgicas: lo principal es seguir todas las indicaciones del médico, quien le indicará cuándo puede realizar un viaje, si es lo que desea. Recuerde que las cicatrices recientes deben protegerse del sol para evitar que se pigmenten en exceso.

Traje de baño: el aspecto físico después de una cirugía puede ser un motivo de preocupación e inseguridad.  Sin embargo, tenga presente que la perfección no existe y que es más importante disfrutar el momento con los seres queridos, relajarse y estar cómoda.

Actualmente, existen muchos modelos de traje de baño y algunas marcas diseñan específicamente prendas para las mujeres a las que se realizó una mastectomía o lumpectomía (resección de los ganglios linfáticos). Algunos de estos trajes tienen cuello o sisa más altos, que ayudan a ocultar cicatrices. Otros cuentan con bolsillos internos para colocar una prótesis con forma de mama y asegurar que se mantenga en el lugar, incluso cuando nada.

Si no ha tenido cirugía de reconstrucción mamaria, hay muchas prótesis de mama de diferentes materiales (espuma, silicona, etc.) que pueden usarse debajo del traje de baño y mantener la simetría corporal. Las prótesis habituales para uso diario pueden ser pesadas y no siempre son ideales para ir a la pileta o la playa. Las realizadas con siliconas son más livianas y algunas, incluso pueden adherirse directamente a la piel con un adhesivo suave, permitiendo más confort y naturalidad en sus movimientos, y evitando episodios de escape del seno en el agua.

Pelucas: existen pelucas con cabellos sintéticos o naturales. Las primeras suelen ser más livianas y cómodas, mientras que las de cabello natural pueden ser más calurosas y pesadas. Algunas pelucas sintéticas pueden usarse con una malla debajo, que al ser más aireada, es más fresca en el verano. Pregunte siempre cómo lavarlas, porque pueden requerir cuidados especiales para preservar su aspecto. Lo más importante es el estilo y la forma del corte de la peluca, para que se vea mejor en usted.

Proteja el cuero cabelludo: si ha perdido su cabello debido al tratamiento, debe considerar que el cuero cabelludo seguramente no ha estado directamente expuesto al sol nunca antes, por lo que es muy sensible a los rayos solares. Es muy importante que lo proteja para evitar  quemaduras. Puede utilizar un sombrero con alas anchas que cubra también las orejas y el cuello, o puede preferir alguna clase de turbante. Otra opción es aplicar un bloqueador solar con FPS 45 o más, que contenga zinc, y recuerde aplicarlo en orejas y cuello.

En Diagnóstico Rojas somos expertos en el diagnóstico por imágenes. Solicitá un turno para mamografía.

2018-11-22T20:35:59+00:00noviembre 22nd, 2018|Cáncer de mama|

About the autor:

Dr. Ricardo M. Rojas
Director Médico de Diagnóstico Rojas - Médico especialista en Diagnóstico por Imágenes, sub especializado en Diagnóstico e Intervencionismo Mamario. (Universidad de Buenos Aires. Residencia Hospital Italiano). Miembro y radiólogo acreditado de la Escuela Norteamericana de Radiología RSNA (Radiology Society of North America). Docente Colaborador de la Escuela Argentina de Mastología - SAMAS (Sociedad Argentina de Mastología). Buenos Aires. Argentina.